Más de 800 niños y familiares descubren el mundo de las emociones que provoca la música con El Monstruo de Colores

Ontinyent, 13 de septiembre de 2016
Una jornada que se inició con un taller de construcción de instrumentos de cartón, donde cada pequeño pudo elaborar manualmente su instrumento preferido con la ayuda de sus padres. A continuación, la cuenta-cuentos Inno Muñoz fue la encargada de entretener a los niños y familiares que llenaban completamente el parque y atendían a la historia del Monstruo de colores con la boca abierta. Un cuento divertido y enriquecedor, no sólo desde el punto de vista musical, sino también desde una perspectiva personal, ya que explicaba de manera amena y muy visual (con globos de colores) las emociones que provoca la música en las personas.

Para finalizar la jornada, los protagonistas fueron los alumnos de la escuela, desde los más pequeños a los más mayores, que ofrecieron cuatro mini conciertos. Sus profesores también aprovecharon para explicar la oferta educativa de la escuela, entre la cual destacan pioneras metodologías como Willems o Suzuki.

Una actividad en línea con el proyecto didáctico que la escuela de música AD LIBITUM propone para el curso 2016/2017, que estará centrado en el mundo de las emociones que provoca la música. Con esta temática del curso, la escuela pretende fortalecer su filosofía dinámica, activa y creativa, que busca formar buenas personas a través de la música.

/* Chatbot Tidio */